Livistonas: [Características, Riego, Cultivo, Cuidados, Plagas y Enfermedades]

Inicio » Livistonas
  • LivistonasNombre científico: Livistona chinensis, Livistona humilis.
  • Nombre común: Livistona.
  • Origen: Asia, África y Australia.
  • Altura: 9 m en el jardín.
  • Necesidad de luz: mucha iluminación.
  • Temperatura: 20-24ºC.
  • Riego: moderado.

Características de las livistonas

Características de las livistonasSi hay plantas perfectas para la decoración de salones, terrazas y jardines, esas son las del género livistona, formadas por unas 30 especies, a cual más bella, originarias  de Asia, África y Australia, cada una de ellas la palmera exquisita, agradable a los ojos, que cualquiera de nosotros desea tener en la casa.

Son de la familia de las arecaceae, especies cuyo cultivo demanda mucho orden, y que se desarrolla en temperaturas cálidas todo el año. 

Algunas de las especies más requeridas por los cultores del género son la livistona chinensis, livistona humilis, livistona rotundifolia, livistona australis y livistona decipiens.

La Livistona chinesis, traducida como palmera china o palmera de abanico china, es una de las favoritas gracias a su porte exótico que incluye los tallos con espinas y las hojas en abanico, las cuales presentan peciolos espinosos y foliolos flexibles de color verde claro brillante, por lo que llenan de admiración hasta los ojos más indiferentes.

Las livistonas se caracterizan por producir largas inflorescencias ramificadas con flores pequeñas de color crema de donde emergen frutos redondeados de color azul oscuro.

Aunque como planta de exterior pueden alcanzar los 9 metros de altura, adoptan un aspecto arbustivo al ser cultivados en maceta de interiores. Pero podemos cultivarlas como ejemplar aislado en el jardín, a pesar de su principal uso como planta de interior o de invernadero en climas tropicales, subtropicales y mediterráneos.

La ventaja de estas plantas es que su porte nos permite colocarlas en cualquier parte, desde los espacios internos de la casa hasta el pasillo de entrada o en el escritorio de nuestra oficina, porque dondequiera que las ubiquemos le darán belleza al entorno.

Cómo regar las livistonas

Cómo regar las livistonasEn los meses calurosos, se recomienda regar cada tres días; en invierno una vez a la semana. A esta planta no le hace falta un riego abundante porque se lleva bien con la sequía.

Aunque, no es conveniente dejar que el sustrato se seque entre riegos. Por eso, la mejor manera de dilucidar esta situación es tocar la tierra y proceder a regar cuando notemos que esté seca.

Entonces regaremos si está seca, mas no si está húmeda y lo haremos solo una vez por semana. En maceta, es importante asegurarnos de que esta tenga drenaje, en cuyo caso colocaremos un platito debajo, de manera que pueda expulsar el agua.

En invierno, a ese mismo platito le colocaremos agua para que la planta absorba la que necesite, y de esa manera también mantendremos cierto grado de humedad.

Si hemos tenido la livistona en el exterior durante el verano y en el invierno hemos decidido pasarla al interior de la casa, los riegos debemos hacerlos con agua templada para que se vaya aclimatando.

En qué estación es mejor cultivar livistonas

En primavera o verano.

Sembrar una livistona en 5 pasos

El método de propagación es por semillas, hijuelos, división de mata y acodo aéreo. La siembra de la livistona es un proceso lento que dura muchos meses y que haremos siguiendo estos pasos:

  1. Cavamos un hoyo más grande que las dimensiones del cepellón de la palmera. 
  2. Le ponemos sustrato de tierra, abono orgánico, estiércol, turba o mantillo
  3. Plantamos el cepellón.
  4. Lo cubrimos con tierra y apisonamos hasta que quede firme.
  5. Envolvemos las hojas y las atamos para evitar que se caigan mientras la planta se adapta a su ambiente. Solo las liberaremos cuando observemos que se ha enraizado.

No debemos fertilizar la planta sino cuatro semanas después de plantarla porque no ha terminado el proceso de adaptación al medio ambiente y puede estresarse.

Cuidados necesarios de la livistona

Iluminación

Cuidados necesarios de la livistona - IluminaciónEs una planta cuyo crecimiento lo va definiendo la cantidad de luz que reciba, y por eso debemos colocarla en un lugar muy iluminado.

Pero ¡atención! No debemos confundir esto con el sol directo, porque en los meses de calor le quemará las hojas.

Sin embargo, ya en el invierno sí podemos ponerla de frente al sol, pero en las horas de luz tenue, no en las horas del mediodía; así, recibirá su ración de luz, tan vital en su desarrollo.

Temperatura

Cuidados necesarios de la livistona - TemperaturaComo es una planta de climas tropicales muy cálidos, la temperatura ideal para la livistona es de 20-24 grados centígrados.

Es una planta que no tolera el frío en ningún caso, pues las temperaturas más bajas de 12 grados pueden ser mortales para ella porque la secarán.

Este es un aspecto fundamental, y por eso debemos tener la precaución de pasarla al interior de la casa durante el otoño y el invierno.

Por supuesto, en caso de que vivamos en zonas cálidas donde las temperaturas no bajen de los 12 grados, no será necesario hacerlo.

En otoño e invierno, como decimos, la pasaremos al interior de la vivienda y la colocaremos cerca de un radiador en un lugar donde reciba suficiente iluminación.

También podremos cubrir la maceta con una manta de protección de jardín durante esos meses friolentos, alejada de cualquier corriente de aire frío o caliente.

Humedad

Livistonas -La humedad es un factor importante que debemos considerar para garantizar su supervivencia, porque la livistona necesita que haya humedad en el ambiente.

Si la planta está en tierra, en el verano es aconsejable pulverizar las hojas para refrescarlas, pero en el invierno no podremos hacerlo porque podrían sufrir un ataque de hongos.

Así que lo mejor será colocarle alrededor cuencos con agua para rodearla de buena humedad.

En maceta, como sabemos, la meteremos a la casa. Si le damos calefacción y el ambiente está seco, podremos colocarle vasos de agua alrededor para resolver el problema.

Suelo

El suelo debe ser suelto, ligero y sin  exceso de humedad, o suelos bien drenados, neutros y ricos en nutrientes. Ideal es suelo formado por una mezcla de 1/3 de turba, igual cantidad de mantillo de hojas y un tercio de arena.

Abono

Cuidados necesarios de la livistona - AbonoLa palmera es una planta que necesita muchos nutrientes para permanecer sana en su desarrollo, y por eso debemos aportárselos en el abono.

Lo mejor es abonar con fertilizante líquido para palmeras cada diez días junto con el agua de riego, en primavera y verano; en otoño e invierno el abonado será cada 20 días.

También le proporcionaremos abono de palmeras con un complemento de guano desde la primavera hasta un mes antes de que llegue el frío.

Otra de las cosas que se recomienda para que la livistona pueda sobrevivir al frío es regarla mensualmente con abono fertilizante con nitrocora para aumentar la temperatura de las raíces.

Trasplante

Cuidados necesarios de la livistona - TrasplanteEs una planta de crecimiento lento, pero lo hace en forma constante; por eso es ideal aprovechar la primavera para trasplantar a una maceta más grande cuando las raíces comiencen a asomar por la base del recipiente, para darle el espacio que necesita.

Para hacer el trasplante tendremos que considerar que jamás debemos hacerlo de una planta acabada de traer del vivero, sino que hay que considerar el período de aclimatación que necesita, que es de cuatro semanas. 

La poda

Las palmeras no necesitan poda, más bien lo conveniente será eliminar las hojas secas o estropeadas por falta de humedad, o las hojas con manchas marrones por hongos, a medida que las vayamos descubriendo.

Plagas y enfermedades de la livistona

Plagas y enfermedades de la livistona - CochinillasEso, precisamente, es lo que debemos estar atentos. Si hay hongos será por dos motivos: por exceso de humedad ambiental o por encharcamiento de las raíces.

Por el contrario, las manchas marrones o el secamiento de  las hojas se deben a la falta de humedad por lo que debemos proceder a hidratarla.

Las hojas secas hay que cortarlas, como hemos indicado, y luego pulverizaremos las sanas con agua dos veces por semana. Debemos estar pendientes, asimismo, del ataque de cochinillas o arañas rojas para tomar las medidas pertinentes.

Deja un comentario