Azucenas

Inicio » Azucenas

Las azucenas son flores hermosas de variados colores, especialmente el blanco, que tienen forma de trompeta, cuyo nombre científico es Lilium, provenientes del mediterráneo y pertenecientes a la familia de las liliáceas.

Florecen en primavera.

Las encontramos en todo el mundo, especialmente en Europa y Asia. En España, las podemos encontrar en floristerías especializadas, como por ejemplo https://telerosa.com

Es una planta herbácea cuya flor está asociada con la inocencia y la pureza del espíritu, por lo que es muy apreciada en hogares bien constituidos donde el amor predomina, y por eso se las usa en festividades solemnes como las celebraciones nupciales, pues su nombre significa unión pura y eterna para la pareja.

Azucenas
Radfotosonn / Pixabay

A la azucena se la tiene como una de las plantas preferidas de la floricultura, pues, gracias a su aroma y su belleza, sirve de ornamento en casas, oficinas y parques, ya que proviene de los prados y bosques septentrionales de Europa central donde crece hasta en los 2000 metros de altitud.

Gracias a su aroma exquisito, se la utiliza en la industria de la perfumería, en decoración de interiores, elaboración de arreglos florales e inclusive en el bouquet o ramo de novia, en celebraciones matrimoniales, siendo las especies más comercializadas por los floricultores la Lilium candidum, la Lilium amabile, la Lilium cernnum y la Lilium martagón, que es una azucena silvestre del tipo lirio llorón.

En España, encontramos esta planta en el Cantábrico y la cordillera montañosa de Los Pirineos, donde destaca desde la distancia por la presencia inmaculada de sus flores.

Características de la Azucena

Características de la azucena
DeltaWorks / Pixabay

Es una planta floral perenne cuya característica principal es que sus hojas son alargadas o lanceoladas que poseen hermosas flores en forma de trompeta, las cuales pueden presentarse en ramos de varias unidades; además, poseen bulbos globulares blancos que forman una campana en cuyo interior hay seis estambres que se expanden en forma de estrella.

Es una planta que puede medir 1 metro de altitud y que es muy fácil de cultivar, siempre y cuando la preservemos con cuidados extremos, ya que se trata de una flor de singular belleza, que a la vez que sirve ornamento también posee propiedades medicinales que son muy ponderadas en los diferentes países donde se la cultiva.

Entre esas propiedades sirve como antiinflamatorio, expectorante, analgésico, y diurético, y también se la usa para curar úlceras, inflamaciones, heridas, irritaciones y quemaduras.

¿Sabías qué...?
Además, el bulbo de la planta se emplea como cataplasma caliente contra verrugas y furúnculos. En este sentido, el bulbo se corta en láminas, se lava con agua y se pone al fuego con leche, para ser empleado como cataplasma o callicida.

Igualmente, tienen gran efectividad en el tratamiento de escenarios epilépticos y espásticos, tumores y leucemias.

Las flores pueden ser combinadas con aguardiente para tratar desgarros y contusiones, y, maceradas en aceite, sirven para tratar dolores de oídos y desaparecer las estrías de las mamas, mientras que sus pétalos se utilizan en infusiones para combatir la tos.

Dónde sembrarla

Dónde sembrar azucenas
8926 / Pixabay

La azucena es una planta de primavera, que es cuando ocurre la floración, después de lo cual puede ser trasplantada al aire libre.

Debe estar en un ambiente ligeramente cálido, con temperaturas que oscilen entre los 18 y los 24º C.

Lo importante es mantener la maceta alejada de las corrientes frías de aire y de la luz intensa, pues, aunque la azucena necesita luz para florecer, la exposición exagerada a los rayos solares la harán sufrir clorosis, deformaciones o pérdida de los botones florales.

Por lo tanto, lo ideal es exponerla mitad de tiempo en luz y la otra mitad en sombra, especialmente colocándola hacia el este para que disfrute del sol mañanero durante algunas horas.

Cómo preparar la tierra

Cuidados de la azucena
shell_ghostcage / Pixabay

El suelo debe ser húmedo, pero debemos evitar la saturación, lo que lograremos al supervisar continuamente la maceta para prevenir la sequedad, en cuyo caso debemos surtirla de agua, previendo la posibilidad de estancamiento.

Los bulbos de azucena podemos encontrarlos en los comercios; pueden darse en una gran variedad de suelos, sin importar el pH, no obstante deben tener buen drenaje, que es una de sus exigencias principales, por lo que debemos emplear una capa de tierra para maceta para darle drenaje y nutrientes.

Uno de los cuidados que debemos tener en cuenta es la necesidad de plantar los bulbos tan pronto como los hayamos adquirido, especialmente en la etapa final de la primavera o en el verano, épocas ideales para ello.

Los hoyos serán de la profundidad que cada uno considere (7, 20 o 40 cm) con una separación de 30 centímetros entre uno y otro; en cada hoyo dispondremos de una capa de harina de hueso, fertilizante que garantizará el óptimo desarrollo de las azucenas.

Los bulbos, una vez enterrados en los hoyos, deben ser cubiertos con una capa de 7 cm de tierra y finalmente regados con una leve porción de agua, evitando la saturación.

Riego de la azucena

El bulbo, cuando está recién plantado, necesita buena cantidad de agua para brotar, pero al cabo de un mes, el riego debe ser más espaciado, 2 0 3 veces por semana, para mantener el suelo húmedo, previniendo el encharcamiento que le hace daño a la planta. Una vez florecida, aumentaremos el riego.

No es esta una planta que requiera mucho abono. Basta con dotarla de materia orgánica al comienzo y repetir la dosis al principio de cada temporada.

Poda y cuidados de la azucena

Poda y riego de la azucena
Walter46 / Pixabay

La azucena no requiere de podas, sino, más bien, de actuar con rapidez ante las flores marchitas y las hojas secas y descoloridas, que debemos retirar de inmediato. Y cuando las flores de un tallo se marchiten, lo usual es cortar el tallo desde la base.

Una vez que haya florecido, lo conveniente es dejar que las hojas se sequen, cortarlas a ras del suelo y dejar enterrado el bulbo hasta la siguiente temporada.

Otra cosa a prevenir es que el peso de las hojas doble el tallo debido al crecimiento que este experimenta, junto con la gran proliferación de flores. Para salvar la planta, entonces, debemos colocarle al tallo unos tutores, a fin de evitar que se doble.

Plagas y enfermedades que la afectan

Los hongos, especialmente el botritis, atacan mucho a estas hermosas plantas, pero eso podemos remediarlo evitando el encharcamiento.

También hay ácaros, piojos, chinches y pulgones que se ceban de sus hojas y flores, ocasionando serios daños. Nada que no podamos remediar si tenemos a mano productos ecológicos con los cuales atacarlos.

Fuentes y bibliografía

  • [PDF] Historia de unas azucenas. M Hernández – 2014 – bilbao.net

  • Cultivo y Cuidado del la Azucena, M Cubas – Investigacion Flores Ornamentales en el …, 2020 – aplicaciones.bibliolatino.com

  • [PDF] Espigas y azucenas, L Chavarría Palma – 1978 – repositorio.sibdi.ucr.ac.cr

 

Deja un comentario